El 6 de octubre, “Día del cine español”, celebramos, en colaboración con la librería de cine, Ocho y Medio, el centenario del nacimiento de uno de los directores más relevantes que ha dado nuestro cine, Juan Antonio Bardem. Un cineasta que, junto con Luis García Berlanga, cambiaron la forma de hacer cine en nuestro país a partir de los años cincuenta.

Para celebrar el evento proyectamos su película más aclamada, “Calle Mayor” (1956) y posteriormente mantuvimos un coloquio con su hija, María Bardem, quien nos presentó el libro “Juan Antonio Bardem. De puño y letra. Diarios de trabajo y otros escritos” junto a los otros dos autores, Jorge Castillejo y Diego Sabanés. Dicho libro es editado por Ocho y Medio Libros.

A lo largo del extenso coloquio, se puso de manifiesto la gran repercusión que tuvieron las primeras películas de Juan Antonio, destacando “Muerte de un ciclista” (premio de la crítica internacional en el Festival de Cannes) y de “Calle Mayor” (premio de la crítica en el Festival de Venecia). Además, el cineasta fue el primer director español en ser miembro del jurado en el Festival de Cannes (1955) y en representar a España en los premios Oscar de la Academia de Hollywood, al ser nominada en 1959 como mejor película extranjera, “La venganza”.

La película “Calle Mayor” es un terrible retrato de la asfixia moral de la vida en una ciudad provinciana, sustentado en la magnífica interpretación de Betsy Blair como la solterona que al final no tiene el valor de escapar del destino que le depara la sociedad en la que vive. Durante el rodaje, Juan Antonio fue arrestado por su militancia comunista y hubo presiones para sustituirle, pero finalmente los diferentes apoyos que obtuvo, fundamentalmente del extranjero y de la propia Betsy Blair (se negó a rodar con otro director), le permitió continuarlo.

Efectivamente, María nos comentó las grandes dificultades que tuvo su padre para levantar proyectos en los años 60 debido a su militancia comunista y a la presión de la censura que pretendía evitar el marcado carácter social que Juan Antonio imprimía a sus películas.

El estupendo libro que nos presentaron es un compendio de escritos del propio Juan Antonio que abarca, desde críticas de películas, escritos sobre cine, diarios de rodaje de varias de sus películas, hasta cartas a sus familiares y amigos, incluso algún poema. Todo ello permite conocer íntimamente al cineasta, sus preocupaciones familiares, así como la frustración que le producía el no poder realizar los proyectos tan queridos con los que soñaba y que le generaban serias dudas sobre el futuro de su carrera. Pero como nos comentó María, nunca le hicieron perder la alegría.

Jorge comentó el ingente material que analizaron (65 cajas localizadas en la Filmoteca Española) y lo complejo que resultó seleccionar los escritos a publicar. Como curiosidad nos dijo que el diario que mantenía Juan Antonio lo escribía en inglés, para que su familia no lo pudiese seguir. Otro de los apartados interesantes son las cartas de la censura indicando las escenas y planos de sus películas que había que modificar o cortar. Muchas veces se centraban en cosas que hoy nos parecen ridículas, como en “Muerte de un ciclista”, donde los censores estaban más preocupados del adulterio de los protagonistas que del crimen que habían cometido.

Por su parte, Diego indicó la cantidad de documentos sobre Juan Antonio que hay fuera de España, sobre todo en Argentina, donde rodó una película. Y es que el cineasta fue también muy reconocido en Francia, Italia y en los países del Este (en Bulgaria le encargaron dirigir una película sobre el héroe nacional y en la URSS, su cinta “Siete días de enero” sobre el asesinato de los abogados laboralistas en Atocha, ganó el premio del Festival de cine de Moscú).

Los espectadores del evento fueron muy participativos y salieron encantados del coloquio. Para muchos de ellos, especialmente los jóvenes, fue un descubrimiento ver la película “Calle Mayor” y conocer de primera mano lo complicado que resultó para Juan Antonio lograr que sus películas pudiesen reflejar la crítica social que creía tan necesaria para despertar a una sociedad española pacata y muy alejada de la libertad que se respiraba en el resto de Europa.

Al finalizar el coloquio los tres autores tuvieron la amabilidad de firmar ejemplares del libro.

Texto  Javier López Otaola, presidente Asociación Cines Zoco Majadahonda. 

Fotos: Jesús Escudero. Comisión de Eventos Cines Zoco Majadahonda.

video: